Venezolano asesinado en Cúcuta por tomar un sorbo de cerveza directo de la botella

El joven Carlos Daniel Rojas Vaneite, de 23 años, oriundo del estado Portuguesa, fue asesinado de tres puñaladas por otro venezolano al discutir por un sorbo de cerveza en la ciudad del hermano país.  
Venezolano asesinado en Cúcuta por tomar un sorbo de cerveza directo de la botella

Trabajadores de una zapatería ubicada en la calle 9 con avenida 18, del barrio San Miguel, en Cúcuta se reunieron a celebrar el sábado 12 de diciembre por cierre de año, reseñó El diario La Opinión. 

Eran las 10.40 de la noche y 10 empleados estaban presentes dentro de la zapatería, entre ellos Carlos Rojas y Ramón Alfredo Ibarra Silva, quien le clavó las tres heridas a Rojas. 

A esa hora, la víctima bromeaba con sus compañeras, cuando decidió tomar el litro de cerveza y beber directamente de la botella.

"Ese fue su pecado, no hizo otra cosa", dijo Auribel Barrios, novia de Carlos Rojas.

Tomar un sorbo directamente de la botella y no en un vaso, fue el detonante que desató la furia de Ramón Alfredo Ibarra Silva, de 37 años, también venezolano.

"Ramón le arrancó la cerveza a Carlos Daniel y lo empezó a insultar. Ese hombre se molestó y le reclamó sobre el por qué hacía eso, Carlos también se alteró y empezó a decirle que le dijera cuánto tenía que darle para que comprara otra botella, pero de repente se puso loco ese tipo (Ramón)", contó la novia.

Según el relato, aunque la joven intentó agarrar a Carlos Daniel Rojas y llevárselo a un cuarto, no lo logró, pues Ibarra salió a la calle y retó al muchacho a seguir la pelea.

Al estar ambos en el frente Ramón Alfredo no se fue a los puños, sino que sacó una segueta que usaba en su trabajo, propinándole tres puñaladas a Rojas. Una de las heridas fue directa a la parte derecha del cuello, otra en el pecho por el lado derecho y la última en la parte inguinal derecha.

"En ese momento todo era gritos y Carlos estaba todo ensangrentado. Le pedíamos a los conductores de algunos carros que pasaban que nos ayudaran, pero nadie quiso. Se desangró mucho. Fue un muchacho en una moto que con ayuda de otro, lo montaron y lo llevaron", contó la novia.

Entre tanto, el agresor se dio a la fuga sin que nadie pudiera detenerlo.

Carlos Daniel Rojas ingresó a la Unidad Básica Loma de Bolívar, pero una vez estabilizado fue remitido de urgencia al Hospital Universitario Erasmo Meoz, donde luchó por su vida y debía ser sometido a una cirugía, pero a las 5.10 de la tarde del domingo, se agravó y falleció.

Piden justicia

Entre lágrimas, varios familiares de Carlos Daniel Rojas solo piden que la justicia colombiana encuentre a Ramón Alfredo Ibarra, quien es señalado por los testigos de haberle causado la muerte a su ser querido.

Las autoridades están en la búsqueda y ubicación de este hombre para que responda por el homicidio.



Fuente: Laverdad.com