Fiesta de 15 años terminó en tragedia durante el reguetón

Una celebración de 15 años terminó en tragedia en el barrio Mery Sánchez de Ugas,  de la parroquia Antonio Borjas Romero. A  las 3:00 de la madrugada  de este domingo,  al son del reguetón bailaba un grupo de jóvenes en la vivienda de una adolescente  que cumplía 15 años,

Cinco amigos permanecían sentados consumiendo alcohol y, según fuentes de la policía científica, también estupefacientes.

“Se levantaron de la silla y le pidieron al DJ, identificado como José Ángel Chávez Chávez (20)  que los complaciera con una champeta. Así ocurrió unas otras cuatro veces, pero  el DJ  se negaba a la petición”, dijo un informante del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc).

Ante la insistencia de los hombres, el musicalizador le comunicó a la dueña de la fiesta que recogería la miniteca y se iría. La decisión alimentó la furia de los delincuentes. Tomaron venganza.
Sacaron un arma blanca y lograron herir al DJ, mientras lo golpeaban. José Ángel Chávez  salió corriendo y pudo escapar.

Los cinco amigos  sabían dónde vivía  y decidieron ir a su casa a ‘rematarlo’. A estos los identificaron como Emerson   Gómez González (20), Jonathan Andrés Iguarán  (23),   Javier Iguarán (21) y dos adolescentes de 17 años,

La vivienda del DJ queda  a pocas cuadras. Llegaron caminando. Tocaron la puerta. Ya eran las 4:00 de la madrugada. La hermana del musicalizador, una adolescente de 17 años,  les manifestó  que no estaba. Tras la respuesta se soltó una amenaza.

 “Como él no está, te vamos a matar a ti”, al parecer, le contestaron.

“A Emerson Gómez  le gustó la muchacha  y trató de salvarla”, dijo la fuente policial. En el lugar se inició una discusión. “No le vayan a hacer nada”,  pidió Emerson  al resto de sus amigos.

Javier Iguarán, hermano paterno de Emerson, lo apoyó pero a cambio recibió varias puñaladas. Se hizo el muerto, mientras  su hermano escapaba por la parte trasera de la casa con la menor.

El tropezarse con unas latas los delató. Sus amigos los alcanzaron. “Te vamos a matar por traidor”, le dijeron a Emerson.

Las amenazas continuaron.

“Pero antes la vamos a violar a ella en frente de ti, por sapo”.

Los delincuentes abusaron  de su víctima y atacaron a Emerson a puñaladas. Lo hirieron, al menos, en 20 oportunidades.  Murió en el sitio.

“A la muchacha la encontraron sus padres minutos más tarde cuando la buscaban desesperadamente. Los delincuentes la llevaban a casa de uno de ellos para violarla de nuevo”, aseguró  la fuente policial.

Javier Iguarán fue socorrido y llevado al HUM. Fue dado de alta ayer en la mañana. Uno de los menores de edad, quien fue el autor material del asesinato, quedó detenido por el Cicpc.  Jonathan Andrés Iguarán y el otro menor de edad están evadidos.

Deisy Iguarán, hermana de Emerson y Javier, manifestó que  “ellos solo quisieron defender a la muchacha, nunca quisieron hacerle daño a nadie”.

Fiesta de 15 años terminó en tragedia durante el reguetón

Fuente: panorama.com.ve
COMPÁRTELO